lunes, 9 de agosto de 2010

Turismo Místico en Piura

Huancabamba, es el centro más importante de la Medicina Tradicional en nuestro país y porque no decirlo en toda América del Sur. La Capital de la provincia se ubica a escasas 08 horas de la ciudad de Piura, pudiendo viajar en cómodas unidades vehiculares que a diario se movilizan a esta provincia. El trayecto de viaje es una experiencia inolvidable, sobre todo en épocas de invierno, al brindar la naturaleza un embriagante y multicolor paisaje. Para quienes quieren visitar esta provincia, les diremos que la ciudad se encuentra a escasos 1,957 metros de altitud, su clima es templado y muy acogedor, contando con una red de hospedajes que permiten al turista descansar en buenas condiciones. Es una provincia pródiga en recursos turísticos, ubicados en distintos distritos; en su cordillera se ubican los célebres lagos sagrados o lagunas de las Huaringas.



Las lagunas de las Huaringas, es un centro ceremonial, donde se concentra la magia, el misticismo y la Medicina Tradicional, con reconocido poder curativo, y que permite congregar visitantes de diversas partes del Perú y de América del Sur. Se ubican a 3,950 msnm, y es un conglomerado de grandes y pequeñas lagunas ubicadas en la Cordillera denominada de Huamaní. Son bastante conocidas la Laguna Negra y la del Shimbe, aunque se cree existen cerca de 40 lagunas más, de difícil acceso.



Hacia las lagunas concurren personas que buscan curarse de una difícil enfermedad o en busca de mejor suerte en los negocios y en el amor. En ellas el curandero o chamán, profundo conocedor del poder curativo de las plantas y recurriendo a los baños rituales en las gélidas aguas de las Huaringas, realiza un ceremonial tiene por finalidad que las aguas absorban los males del cuerpo y del alma. El florecimiento es el complemento de un trabajo curanderil, que otorga las energías positivas que requieren las personas que concurren en busca de la protección de las lagunas. Una ceremonia curanderil consta de dos pasos, primero ir a las Lagunas y más tarde a la ceremonia nocturna utilizando para ellos perfumes, hierbas, y la fe de lograr una curación o un efectivo florecimiento.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada